La Euroliga es sueño.

Y los sueños, sueños son. Hasta aquí la aventura europea del Power Electronics Valencia y hasta aquí la sequía del Real Madrid. Los valencianos caen eliminados pero con la cabeza bien alta. Notable alto.

La diferencia en el rebote, sumado a la inexplicable ausencia de sendos bases valencianos Cook y De Colo -solo Rafa Martínez y Savanovic, y un Javtokas mermado por las faltas estuvieron a la altura de las circunstancias-, hacen que el Real Madrid, quince años después (que se dice pronto) sea el equipo que defienda la honrilla española en la Final Four de Barcelona. Completo partido de los de Lele Molin que supieron manejar mejor el partido, la presión y los nervios. La pizarra de Pesic no fue suficiente.

Además esta semana hemos podido saber hasta donde se ha bajado los pantalones Jordi Bertomeu: hasta los tobillos. La Euroliga ha accedido a la petición de cambio de horario solicitada por el Macabi, después de “un estudio detenido” de la documentación aportada por el equipo israelí, y consultados equipos y patrocinadores. Y es que como bien sabe el señor Bertomeu, la pela es la pela.

Visto lo visto, me dispongo a reunir la documentación pertinente con la que solicitar a la Euroliga la sustitución de Joe Arlaukas como comentarista en las retransmisiones de dicha competición en Teledeporte. Simplemente insoportable.

También podría gustarte Más del autor