La crónica del Dr. Vilches y Dr. House: La tarde de Juan Palomo | 24segundos.com

La crónica del Dr. Vilches y Dr. House: La tarde de Juan Palomo

¿Porqué llamarlo sentido común si es lo que menos abunda? Demostrado quedó en una nueva edición de la pachanga forera. Obligados por diferentes motivos, la pachanga se jugó martes 5 (os permito hacer la rima) y en el pabellón de la albufera, si amigos, donde las canastas malditas.

Dejando a un lado el sentido común, todos ansiábamos ver el esperado debut de los pipiolicos que tanto habían vacilado en el foro a Mariano. Y aparecieron. Tatovic y su amigo (perdonad, pero para los nombres soy malísimo) demostraron que son dos lechoncitos con ganas de correr, no pararon en las dos horas de pachanga. Otro GRAN fichaje fue Alicantino (lo de gran va en mayúscula para hacer mención de su altura, Chicho la semana que viene ha prometido traerse una escalera para poder defenderlo).

En una tarde en la que éramos 14 personas para jugar, se decidió hacer dos equipos de cinco y…jugar a dos pistas. Los equipos fueron distribuidos de esta manera: con camiseta blanca Tatovic, su amigo, Ernesto, Dr. Moon, Cocacolo y Edith; mientras que los azules eran Pelucho, Chicho, Sansonero, Proc, Daeron, Jovenalumno y Mariano. La película que se vio era la esperada: cuando le das el balón a dos chavales (o directamente lo cogen ellos) y echan a correr, pues o corres con ellos o no ves ni por asomo el balón. El primer partido fue un verdadero repaso de los grises que, como un vendaval, no cesaban de anotar. Sorprendentemente, las canastas no venían de manos del Dr. Moon, sino de Tatovic y su inseparable compañero de batallas a base de contraataques y más contraataques y más contraataques… Como curiosidad de este partido: el esperado pique entre Tatovic y Mariano que, por falta de físico, se llevó el primero (eso si, el maestro Mariano dejó su calidad en un par de robos de balón y unos cuantos hachazos de veterano).

Aquí tengo que hacer una mención especial a nuestro jefe que, a pesar de no haber jugado, ha venido a hacernos una visita acompañado de su pareja (juro no mencionarla más, que si no luego vienen malentendidos como el de Mariano jejeje) y nos ha amenazado a Daeron y a mí que si no hacemos una crónica en condiciones nos volverá a dejar sin contrato. ¡Esperamos verte la semana que viene!

El segundo partido se produjo con la llegada de Alicantino, la gran torre de la tarde. Me quedo con la frase de Daeron: “Tú eres muy alto tío” (N.A. Servidor me he asustado cuando lo he visto venir corriendo hacia mí)

Llegó el momento del segundo partido, con una serie de cambios. Los dos lechoncitos al equipo azul; y Sansonero, Alicantino y Mariano a grises. El partido fue más o menos una fotocopia del primero: Tatovic y su compañero corriendo y el resto a verlas venir. Hasta que Alicantino perdió la vergüenza, perfectamente escudado por los veteranos: Proc, Mariano (con vacilada y posterior retirada incluida, ¿creías que no lo iba a poner?), Cocacolo (que estuvo fantástico)…y Valero, que no es veterano pero bien que lo parecía. El partido en si fue raro. Después de unas cuantas cosas cuanto menos curiosas, como a cuanto se jugaba, quien tenía el balón y por qué, diferencias de puntuación que se esfumaban en la nada, y así… el partido acabó decidiéndose a favor de los blancos por un ajustado 31-30 (que, sinceramente, no fue tan ajustado porque los blancos demostraron que en la zona no había dios que les tosiera).
El post partido, después de despedidas varias y regalos a Sansonero (recuerda, usa la fuerza, y úsala antes de que caduque), tuvo un 3 para 3 entre Mariano, Edith y Chicho, contra Proc, Daeron y Jovenalumno, que se marcó su primera canasta a aro pasado de toda su vida (N.A. probablemente la última, pero que bonita que fue). Y ahí acabó el asunto, ya que Jovenalumno se retiró por lesión (mucho tiempo parado se nota) y con el apagón que se produjo de repente (sigo pensando que el portero quería ver la tele tranquilamente) recogimos los bártulos y nos fuimos cada uno para su casa, con la victoria bajo el brazo para el trío Proc, Daeron y Jovenalumno.

Me despido por hoy y hasta la siguiente crónica, que volverá a ser retransmitida desde los 12 bridges. ¡No faltéis!

Premios Jovenalumno
– MVP: Cocacolo (que intensidad le pones, bribón)
– Si lo se no vengo: El dedo de Daeron, que nos atendió en primicia después del partido.
– JuanPalomo: Tatovic, sin lugar a dudas.
– Se les añoró: Suburín, Pipo y Karakolillo (volved a casa)
– Mevoydevacacionesynoconteisconmigo.com: Pelucho (feliz viaje a Berlín, ¡tráenos cerveza!)
– No me hace falta abuela: Tatovic, ya hemos visto en el foro lo mucho que se quiere.

Premios Daeron. Edición 3
– Mayor progresión: Valero (a ritmo de crucero, cada vez más y mejor)
– Donde pongo el ojo pongo la bala: Sansonero (un mes alejado de las canchas y sigue hecho un crack)
– Envíos express: Chicho (por comprar los mejores regalos. El premio asistidor está desierto ante tanto contraataque)
– Codos para qué os quiero: Mariano (por el hachazo a Jovenalumno)
– El rock and roll nunca muere: Cocacolo (hasta en el ostracismo Albuferil saca la calidad a pasear, sobrado)
– Psicólogo en pista: la novia del jefe (que tuvo que aguantar a Suburu y las tonterías de todos nosotros cada vez que íbamos al banco)
– Mejor defensor: prácticamente, todos. Como no había ganas de correr…todos a fajarse en la zona.
– Si lo sé no tiro: Tatovic (10 triples fallados y el único que le entra estaba pisando)
– Manos, me siento traicionado: Pelucho (muy a su pesar logró la mejor imitación de Sonko que se recuerde… ¿por qué te la botaste tanto en el pie?)

También podría gustarte Más del autor

hello