Jesús Sala: “No es fácil estar 26 jornadas como líderes”

V. DUCRÓS / EL CORREO

-El sueño de todo entrenador es proclamarse campeón de liga y conseguir el ascenso de categoría.
-Aún falta una victoria para garantizarnos el ascenso y aunque entiendo la emoción y confío en mi equipo, no voy a pensar en otra cosa que no sea ganar al Mallorca. Pensar en que hemos logrado algo sería el primer gran error del año. Por otro lado, diré que ascender debe ser muy bonito y lo diré si lo conseguimos.

-¿Cómo se siente?
-Hoy contento y satisfecho con el equipo, no solo con los resultados, sino con la apuesta que hice por un juego más ofensivo y también por la evolución que ha tenido el equipo a lo largo del año mejorando semana a semana hasta ser un equipo muy regular.

-Sin duda, ha dado con una plantilla muy equilibrada, que juega en equipo.
-Yo creo firmemente en el equipo, en mayúsculas, creo que todos deben poner su talento en beneficio del colectivo como mejor forma de llegar al éxito, que en este caso es ganar. Sin embargo, no se puede negar que las individualidades muchos días nos han hecho ganar, por eso todos queremos tener jugadores con talento.

-Se arriesgó mucho trayendo de una liga prácticamente desconocida, como es la finlandesa, a Kyle Swanston.
-Kyle me entró por los ojos cuando le vi, aunque el nivel de la liga no era alto. Sabía que tenía capacidad y descaro para anotar, eso no me ha sorprendido. Lo que me ha sorprendido es la predisposición que ha tenido para cambiar en ciertos aspectos que le han hecho mejor jugador, cada vez pasa mejor, ayuda al rebote y, sobre todo, está mejorando su defensa que era su mayor laguna.

-Cuenta con un quinteto titular de lujo.
-Creo que tengo un equipo muy compacto, sin duda el mejor equipo de la liga por el momento. Para eso, tenemos jugadores que juegan muchos minutos y aportan mucho. Son decisivos en muchos momentos, pero también tenemos jugadores que desde el banquillo en los partidos y cada día entrenando hacen que seamos mejores.

-Cuenta, además, con hombres de lujo para el banquillo, caso de Quique Suárez, por ejemplo.
-Quique es el sexto hombre del equipo, sale del banquillo, pero inmediatamente cobra protagonismo en el juego, ya que por sus características lo hemos querido así. Es un papel complicado, pero él ha entendido perfectamente que era mejor para él y para el equipo esa situación. También este año quiero destacar a Chufi (Rodríguez), que está jugando a gran nivel, y Borja (Arévalo) que sigue evolucionando y es ya muy importante dentro de nuestro equipo. Juan y Rober tienen menos aportación numérica y en minutos en los partidos, pero son muy importantes en el día a día.

-Y todo ello ajustándose a un presupuesto limitado.
-La reducción que tuvimos este año fue muy grande. Ha sido el año que hemos tenido menos margen para fichar, imagino que como en muchos sitios y era difícil pensar que íbamos a poder estar a un nivel competitivo tan alto.

-Al principio de temporada, ¿soñaba con el ascenso?
-Yo no, y no creo que nadie lo hiciera. Otra cosa es que teníamos la ilusión de poder competir con los equipos que sabíamos que iban a estar arriba, Andorra, Mallorca, Tíjola… A la postre, queda claro que hemos sido un equipo muy competitivo de principio a fin.

-Este año, además, el Knet Rioja está consiguiendo enganchar a la afición. Aún sigue siendo escasa, pero es incondicional.
-Creo que este año va a ser un inicio, hemos sentado las bases para el crecimiento de aficionados que llegará, sobre todo si conseguimos ascender y les ofrecemos una liga de un nivel altísimo como es la Adecco Oro. Hemos tenido momentos irrepetibles con el Palacio lleno como en la Copa. Otros días con menos aficionados hemos conseguido sentir su calidez y apoyo, muy importante para el equipo. Nuestros incondicionales siempre están ahí.

-Habrá aficionados que se desplacen hasta Mallorca
-Sabemos que es un gran esfuerzo y el equipo agradece a esos aficionados que viajan a vernos, pagando de su bolsillo cada viaje para apoyarnos. Nunca estamos solos fuera de casa y eso es algo de lo que pocos equipos pueden disfrutar.

-El Basquet Mallorca está organizando toda una fiesta de fin de temporada.
-Creo que es lo mejor que nos podía pasar, encontrarnos ese tipo de campo motiva muchísimo más que jugar en un frío y vacío pabellón. Será un lujo jugar en Inca con el campo lleno.

-¿Qué destaca de esta temporada?
-El gran trabajo que estamos realizando desde el primer día de pretemporada hasta hoy y, sobre todo, el carácter que este equipo ha demostrado llevando la presión del primer puesto durante todo el año. Estamos en la jornada 29 y, salvo dos semanas, hemos liderado la tabla todo el año. No es fácil estar 26 jornadas como líder, demuestra mucha dureza mental.

-¿Qué le pide a sus jugadores en estos dos últimos partidos de liga?
-Lo mismo que antes, trabajo y concentración en cada minuto. Es lo que nos ha llevado hasta aquí y si siguen haciéndolo, será lo que nos dé el ascenso.

V-¿Qué prefiere, ascender en Mallorca o ascender en el Palacio en la última jornada?
-A mí me gustaría ganar en Mallorca; sé que será muy complicado, pero me gustaría poder disfrutar de una jornada relajada el día 15, algo que no he tenido en todo el año. Trabajaremos para conseguirlo.

-¿A qué aspira ahora como entrenador?
-Aspiro a disfrutar de mi trabajo como lo hago ahora, aspiro a que jugadores que pasen por mis manos terminen siendo mejores y puedan jugar a más alto nivel. Es una recompensa grandísima ver jugar en categorías superiores jugadores que has entrenado. Por supuesto, aspiro a entrenar al mayor nivel posible, espero que el año que viene sea en Adecco Oro, donde hay grandísimos entrenadores a los que respeto y admiro, y ojalá algún día tenga la oportunidad de entrenar en ACB.

Más noticias en la web de la FEB

También podría gustarte Más del autor